AVISO URGENTE

Debido a la pandemia del coronavirus Covid-19  nos vemos obligados a extremar medidas de prevención contra la enfermedad, por lo que les comunicamos que esta Casa permanecerá cerrada a las visitas y se suspenden TODAS las misas al público. Mucho nos tememos que estas medidas se alargarán durante una buena temporada. Ya les avisaremos por este medio de cualquier cambio.

Saludos y que Dios les bendiga. Cuídense todos mucho.

¡Griten!

Vicente Monroy, msps

«La voz del profeta dice: ¡”Griten”! Y yo le respondo: “¿Qué debo gritar?”» (Is 40,6).

Quiero gritarle a este mundo nuestro que vive prácticamente de espaldas o indiferente a Dios, que destruye de múltiples maneras la dignidad del ser humano, sin medir el dolor que provoca.

Quiero atraer con fuerza la atención de aquellas personas a las que les da exactamente igual creer o no creer, que parecen no necesitar ya de Dios, sin darse cuenta de lo que se están perdiendo.

Quiero exclamar llorando que la muerte de Dios en nuestras vidas está trayendo consigo la muerte del hombre y la desaparición paulatina de nuestra casa, la tierra.

Continuar leyendo «¡Griten!»

3er. domingo de Adviento – 15 de diciembre de 2019

Sergio García, msps

La conversión en la vida es, en realidad, una vida de constante conversión, comenté el domingo pasado. Pero ahora la conversión es la aceptación agradecida para estar alegres en el Señor.

Dos sentidos tiene la conversión: el primero aplicado a todos nosotros que significa el paso del pecado a la gracia; pero  sobre todo el segundo sentido: el cambio de mi proyecto, de mi manera de pensar, de mis horizontes o ideales, a los horizontes y proyectos de Jesús. Y esto es para todos incluyendo al mismo Jesús y a María.

Continuar leyendo «3er. domingo de Adviento – 15 de diciembre de 2019»

Sábado de oración. 14 de diciembre 2019 – San Juan de la Cruz

Sergio García, msps

«Mi divino Niño Jesús,
Si amores me han de matar,
Agora tienen lugar».

Así dice la historia que bailaba tu santo Fray Juan de la Cruz una noche de Navidad delante de todos sus hermanos. Y así quisiera hacerlo en este sábado de oración en el que recordamos su testimonio de amor. Y nos ayuda mucho, Jesús, celebrar tu obra en él tan honda y tan profunda que también nosotros podemos decir hablando de ese encuentro contigo, Jesús: «entréme donde no supe y quedéme no sabiendo, toda ciencia trascendiendo».

Continuar leyendo «Sábado de oración. 14 de diciembre 2019 – San Juan de la Cruz»

Camino contigo

Rogelio Cárdenas, msps

Adviento: tiempo de recrear la esperanza

Marcos Alba, msps

No es fácil la esperanza hoy. Seguro que nunca lo ha sido. Pero estamos viviendo un tiempo en el que son más visibles la inseguridad, la desconfianza, la injusticia, el temor, el sinsentido. Nuestra realidad duele, golpea. El mal se deja sentir con fuerza. Nos genera tristeza, indignación, impotencia y muchas preguntas.

No faltan los motivos para el desaliento. En momentos nos sentimos desencantados. No se dan los cambios que anhelamos, las expectativas quedan incumplidas, la ilusión se nos desinfla. La presencia del mal es tan abrumadora, que deja en nosotros la sensación de impotencia. Nos genera la tentación de la resignación («no hay nada que hacer, todo es inútil»), nos puede llevar a la amargura y la queja o, peor aún, a refugiarnos en la indiferencia: nos llegamos a acostumbrar al sufrimiento, perdiendo la capacidad de reaccionar y de salir al encuentro del que sufre. Y esto está generando una espantosa deshumanización silenciosa, cada vez más globalizada y común en nuestro mundo.

Continuar leyendo «Adviento: tiempo de recrear la esperanza»

II Domingo de Adviento

Sergio García, msps

La conversión en la vida es, en realidad, una vida de constante conversión. Es cierto que es la primera palabra que pronunció primero Juan Bautista y luego sobre todo el mismo Jesús. Pero no para que fuera la primera experiencia de frente a su Persona y su mensaje, sino para vivir de esa conversión permanente toda la vida.

Dos sentidos tiene la conversión: el primero aplicado a todos nosotros que significa el paso del pecado a la gracia, sino sobre todo el segundo sentido: el cambio de mi proyecto, de mi manera de pensar, de nuestro horizonte o ideales, al horizonte y proyecto de Jesús.

La conversión, además de ser una meta en el camino es el camino mismo. Ya no podemos decir: soy un convertido, sino decir: vivo en y de la conversión.

Continuar leyendo «II Domingo de Adviento»